Farmacéuticos Toledo: curso sobre el abordaje del dolor irruptivo oncológico

El Colegio de Farmacéuticos de Toledo continúa la actividad formativa en este año 2019 con la 14ª conferencia de su Curso de Atención Farmacéutica III

cof-toledo-dolor-cronicoLos profesionales de farmacia toledanos han optimizado sus conocimientos sobre el abordaje del dolor irruptivo oncológico en pacientes, durante una conferencia incluida dentro del Curso de Atención Farmacéutica III, impartido en el Colegio Oficial de Farmacéuticos, COF, de Toledo, en colaboración con Laboratorios Ferrer.

María José Martínez, secretaria técnica del COF Toledo, ha sido la encargada de presentar al doctor Javier Medina Martínez, adjunto del Servicio de Oncología del Hospital Virgen de la Salud de Toledo, quien ha detallado a cerca de 50 profesionales, entre licenciados en farmacia, técnicos y auxiliares las características, la epidemiología y el tratamiento de esta dolencia, una exacerbación aguda del dolor en pacientes con cáncer que se caracteriza por aparecer una media de cuatro veces al día, con una duración aproximada de entre 30 minutos y una hora.

Como ha resaltado el facultativo, este dolor es muy frecuente en oncología, pero se diagnostica muy poco, lo que provoca que se deteriore la calidad de vida del paciente, por lo que es muy importante establecer los mejores tratamientos analgésicos para los afectados y ayudar desde la farmacia para que estos puedan hacer el mejor seguimiento posible del mismo.

Una de las principales dificultades de esta dolencia, como han podido conocer los colegiados, es que no todos los pacientes sufren la misma sintomatología, tanto en términos de intensidad como de duración, por lo que no todos los pacientes responden del mismo modo a idénticos tratamientos, lo que requiere un enfoque individualizado.

Patologías, origen, frecuencia, interpretación y umbral del dolor son muy importantes, matices que condicionan el tratamiento analgésico del dolor.

Como dejó claro el doctor Medina Martínez, “hemos abandonado el concepto de que el garante de la salud del paciente es sólo el médico, sino que es un conjunto multidisciplinar de personas, por ello enfermería, auxiliares, farmacéuticos y médicos tenemos que trabajar en la misma dirección y hemos de tener los conocimientos para remar juntos y de forma homogénea, así será más fácil que el paciente se pueda beneficiar de ello, por eso es importante que el farmacéutico tenga una formación al menos básica del manejo de la patología analgésica”.

FacebookTwitterGoogle+PinterestGoogle GmailCompartir