Sigre lanza la campaña ‘Tu mano también cuenta’

Bajo el lema ‘Tu mano también cuenta’, Sigre desarrolla una nueva campaña  para sensibilizar sobre la necesidad del correcto reciclado de medicamentos

Sigre lanza la campaa Tu mano tambin cuentaBajo el lema “Tu mano también cuenta”, Sigre desarrollará este otoño una nueva campaña de comunicación dirigida a sensibilizar al ciudadano sobre la necesidad de colaborar en el correcto reciclado de los envases vacíos o con restos de medicamentos, depositándolos en el Punto Sigre de la farmacia.

Esta campaña supone un nuevo paso para continuar concienciando al ciudadano sobre la importancia que, para su salud y para el medio ambiente, tiene colaborar en esta iniciativa del sector farmacéutico.

Mediante los sencillos gestos de los dedos de una mano, la campaña muestra a la opinión pública el papel que cada uno de los agentes del sector farmacéutico desempeña en Sigre para, entre todos, cerrar ordenadamente la cadena del medicamento con el reciclado de sus envases y residuos.

La campaña centra su mensaje en dos conceptos clave. El primero, qué se debe llevar al Punto Sigre de la farmacia, recordando que hay que depositar tanto los envases vacíos como los restos de medicamentos caducados o los que ya no se necesiten.

El segundo concepto, cuál es el momento más idóneo para reciclar estos residuos: cuando se acaba un medicamento, se finaliza un tratamiento o se revisa el botiquín doméstico.

La nueva campaña hace hincapié en la importancia que tiene desprenderse adecuadamente de los restos de antibióticos, dado que su incorrecta eliminación puede contribuir a la aparición de bacterias resistentes, uno de los principales problemas de salud que actualmente existen a nivel mundial.

Gracias al compromiso y a la colaboración ciudadana, se están cumpliendo los dos objetivos para los que se puso en marcha Sigre hace ya más de 15 años. Por un lado, el medioambiental, evitar que estos residuos se tiren a la basura o se arrojen por el desagüe,  con el consiguiente riesgo de contaminación del suelo, el agua, los ríos o los ecosistemas. Y, por otro lado, el sanitario, retirar de los hogares los medicamentos caducados, en mal estado de conservación o los restos de tratamientos ya finalizados para evitar problemas derivados de un uso inadecuado de los mismos.

La colaboración ciudadana en el reciclado

Según los datos del último estudio de opinión realizado por SigreI, el 93% de los ciudadanos españoles ha tomado conciencia de que desprenderse inapropiadamente de estos residuos puede ser perjudicial para la naturaleza.

Asimismo, en el 87% de los hogares se hace una revisión periódica de los medicamentos que se guardan en casa. Esto tiene una especial relevancia, ya que, según los datos obtenidos en los estudios de opinión realizados por SIGRE, en el 91% de las ocasiones en que se revisa el botiquín doméstico, se encuentra y retira un medicamento que está caducado.

En la actualidad, existen 21.727 Puntos SIGRE ubicados en la práctica totalidad de las farmacias existentes, que cuentan con todas las garantías medioambientales y sanitarias para la recogida selectiva de estos residuos y se encuentran cerca del domicilio del ciudadano.

Para Juan Carlos Mampaso, Director General de Sigre, “la utilización del Punto SIGRE para el reciclado de los envases, vacíos o con restos de medicamentos, ha calado de manera notable en la sociedad y ya forma parte de los hábitos medioambientales del 85% de los hogares españoles, lo que supone un importante logro en materia medioambiental y de  sostenibilidad”.

Los envases de medicamentos, cada vez más ecológicos

Sigre también es la entidad responsable de coordinar e impulsar los ‘Planes Empresariales de Prevención de envases del sector farmacéutico’, cuyo objetivo es minimizar el impacto ambiental de los envases de medicamentos que la industria farmacéutica pone en el mercado y que éstos sean cada vez más ecológicos y sostenibles.

Gracias a las más de 2.200 medidas e iniciativas de ecodiseño aplicadas por los laboratorios farmacéuticos a los envases de medicamentos, desde el año 2000, se ha conseguido reducir el peso o volumen de 1 de cada 4 envases, con la consiguiente reducción en el consumo de materias primas y de los recursos naturales utilizados en su producción, envasado, transporte, conservación y reciclado, en línea con la política de la economía circular impulsada por la Comisión Europea.

Además, con el reciclado de los materiales de envases depositados por los ciudadanos en los Puntos Sigre, en los últimos 15 años, se ha evitado la tala de más de 450.000 árboles, se ha conseguido un ahorro equivalente a 222 millones de litros de agua y de 189 millones de Kw/h. También se han reducido 63.000 toneladas de emisiones de CO2 a la atmósfera.

FacebookTwitterGoogle+PinterestGoogle GmailCompartir