Piel radiante y luminosa para lucir esta primavera

El frío, el viento y el agua muy caliente resecan la cara durante el invierno. La crema protectora solar es importante durante todo el año, no solo en verano

REVITACELLLos días empiezan a ser más largos, el sol comienza a ser uno de los protagonistas de cada día, las flores colorean los jardines… Todos estos elementos constatan la llegada de una de las estaciones más bonitas del año, la primavera. Después de unos meses de frío en los que la piel sufre las incidencias de la climatología llega la hora de preparar el cutis para estar lo más radiante posible.

“Durante el invierno la piel de la cara se nos reseca mucho, así que hay que trabajar para recuperar la hidratación del rostro cuanto antes” comenta Liliana de Revitacell Clinic.

El agua caliente también incide para que tu piel no luzca hidratada. “En invierno la mayoría de la gente se ducha con agua muy caliente, y esto no es bueno para la piel”. El agua caliente rompe la barrera lipídica y el resultado es una piel seca. Ducharte o bañarte con agua caliente hace que la piel pierda su protección natural.

Lo primero que hay que hacer para disfrutar de un rostro radiante y revitalizar su estado es una buena limpieza que incluya una exfoliación. Así se conseguirá eliminar las células muertas de la piel y recuperar la activación de nuevas células y de colágeno natural.

“No puedes olvidarte que después de lavarte la cara, es conveniente aplicar alguna crema que contenga vitamina C o vitamina E para hidratar el cutis” recomiendan desde Revitacell Clinic. Un buen ejemplo de ello puede ser el tratamiento con Hyalo Plasma, el primer producto cosmético con ácido hialurónico de grado dermatológico.

Con la llegada de la primavera también llegan los días en los que el sol comienza a calentar más de la cuenta. Y aquí llega otro de los grandes fallos a la hora de cuidar la piel. “A veces nos creemos que la crema solo hace falta en verano, y por supuesto no es así”. La radiación solar durante los meses de primavera empieza a ser elevada y si no se usa una buena protección, los rayos UVA pueden dañar la piel y acelerar la aparición de manchas. “Pero no solo es importante aplicar crema facial protectora, sino que también hay que saber cuál elegir dependiendo del tipo de piel que tengas” comentan desde Revitacell.

Otra de las partes del cuerpo que hay que empezar a cuidar son los pies. “La mayoría de mujeres empieza a vestir con sandalias o zapatos abiertos, y a nadie le gusta tener unos pies mal cuidados a la vista, así que exfoliamos 1 vez por semana, hidratamos todos los días y activamos la circulación mediante masajes” comenta Liliana. Al igual que con el resto del cuerpo es conveniente no abusar del agua caliente y usar cremas hidratantes para los pies.

FacebookTwitterGoogle+PinterestGoogle GmailCompartir