Todas las revistas en la HEMEROTECA »

La revista del canal farmacia

La industria veterinaria, cada vez más importante en la farmacia

La creciente población de mascotas y el aumento de responsabilidad de sus propietarios por su salud y seguridad, hacen que gestionar la industria veterinaria en las farmacias se haya convertido en un tema estratégico para las ventas

VER ARTÍCULO EN PDF

Se estima que en Europa hay 90 millones de mascotas y en España, cerca de 28 millones de animales de compañía y, entre ellos, según la Red Española de Identificación de Animales de Compañía (REIAC), habría 7 millones de perros. Además, el número de hogares con mascotas ha subido un 2,1% en 2022 respecto a 2021. A este incremento en la posesión de mascotas, se une una nueva tendencia que es ‘humanizarlas’ o, lo que es lo mismo, tratarlas como uno más de la familia.

Los dueños de estos animales, se preocupan porque lleven una vida saludable y feliz y cada vez son más receptivos a darles productos seguros y fiables. Si sumamos estas tendencias, la humanización, el aumento de propiedad y la preocupación por su salud, se establece que tanto el mercado de alimentación animal, como el mercado de los productos dietéticos para mascotas, están en pleno auge y que van a seguir creciendo de aquí a 2030, según se desprende de los datos de un estudio llevado a cabo por la consultora especializada Mordor Intelligence.

Uno de los canales preferentes para la compra de los productos veterinarios, son, sin duda, las farmacias. En muchas de ellas se pueden encontrar además de los medicamentos veterinarios, suplementos dietéticos, productos de higiene, vitaminas, minerales, ácidos grasos esenciales y probióticos, entre otros. “El canal favorito para comprar los suplementos dietéticos para mascotas sigue siendo la tienda física en un 90% de los casos, lo que hace a las farmacias un canal muy interesante, ya que podemos encontrar todo tipo de productos para nuestros animales de compañía como son medicamentos veterinarios, suplementos y alimentos, entre otros”, afirma la responsable de Comunicación y Formación Técnica de Dingonatura Lucía Santo.

Cifras y datos del sector

La industria veterinaria está en pleno crecimiento y expansión. Según los datos que manejan en Dingonatura, las ventas de productos veterinarios en farmacias son una parte importante del mercado de productos para el cuidado de las mascotas y se espera que sigan creciendo en todo el mundo en los próximos años. Estas tendencias animalistas al alza y al cuidado saludable, han provocado un crecimiento del mercado mundial de productos farmacéuticos veterinarios, que pasó de mover 28.400 millones de dólares en 2022 a los más de 32.200 que se estima se obtengan en 2023, con una previsión de que en 2027 se superen los 37.000 millones, según el último informe anual de Animal Health Europe 2021.

Se prevé un crecimiento exponencial de la industria de productos veterinarios hasta 2025, según los datos de la Oficina Europea de Estadística, Eurostat. Los productos más vendidos en 2021 fueron los alimentos para mascotas y los productos de higiene y cuidado personal, seguidos de los antiparasitarios externos y los complementos nutricionales. En cuanto a medicamentos, según el último informe anual de Animal Health Europe, fueron las vacunas (32,2 %). En segundo lugar, se situaron los antiparasitarios con un 28,9 % y, en tercer lugar, los antimicrobianos con un 11,2 % de los medicamentos vendidos. En cuanto a los tipos de animales, los productos farmacéuticos veterinarios más vendidos son los dirigidos a animales de compañía (42,4 %), seguidos de los animales de ganado -bovino, porcino y ovino- (29,7 %).

En España, las ventas de productos veterinarios en las farmacias españolas son significativas y abarcan una amplia variedad de productos médicos, de alimentación y para el cuidado de las mascotas. Las ventas de estos productos veterinarios en las farmacias españolas, en 2019 alcanzaron los 580 millones de euros tal y como se indica en un informe del Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos de España. En términos de distribución geográfica, las ventas de productos veterinarios fueron más altas en las regiones más pobladas de España, como Madrid, Cataluña y Andalucía.

Los productos para veterinaria que se dispensan en la red nacional de farmacias mantienen su tónica de crecimiento, al confirmarse como pilar de facturación, especialmente en las oficinas del medio rural, en la que muchas veces el consumo de medicamentos de salud animal supera al humano.

Canales y regulación

El interés de los dueños de perros por comprar alimentos saludables y nutritivos para sus mascotas aumenta sus ventas a nivel mundial, incrementándose en el mercado los lanzamientos de suplementos dietéticos y alimenticios de casi todas las grandes marcas.

Los productos veterinarios deben administrarse con moderación, de acuerdo con unas pautas de alimentación específicas y, si es para tratar enfermedades, es mejor contar con la prescripción de un facultativo.

Se pueden encontrar suplementos y productos veterinarios en herbolarios, tiendas especializadas, grandes almacenes, etc. pero los medicamentos sólo se pueden dispensar en las farmacias o en los centros veterinarios autorizados, tal y como explican desde el Consejo General de Colegios Farmacéuticos. El medicamento veterinario, como el resto de medicamentos, está sujeto a unas estrictas medidas de control técnico y jurídico desde los procesos de fabricación, hasta su comercialización. En todo este proceso, el farmacéutico constituye un profesional imprescindible.

En el artículo 6 del Real Decreto 109/1995, de 27 de enero, sobre medicamentos veterinarios, se establecen los diferentes tipos de medicamentos veterinarios legalmente reconocidos, recogiendo los siguientes:

  • Medicamentos de uso veterinario.
  • Medicamentos prefabricados de uso veterinario.
  • Premezclas medicamentosas y los productos intermedios elaborados con las mismas con destino a piensos.
  • Fórmulas magistrales destinadas a los animales.
  • Preparados oficinales destinados a los animales.
  • Autovacunas de uso veterinario.

El informe anual de la Agencia Europea de Medicamentos sobre la Vigilancia Europea del Consumo Veterinario de Antimicrobianos (ESVAC) muestra que, desde 2011, los países europeos han reducido sustancialmente las ventas de antibióticos veterinarios en animales.

Según los datos de 25 países que proporcionaron información continuamente para el período completo 2011-2021, las ventas generales de antibióticos veterinarios disminuyeron un 47 % en este intervalo. Estos resultados obtenidos en ESVAC, según sus responsables, son muy positivos porque reflejan los esfuerzos de los veterinarios, los ganaderos y la industria farmacéutica por reducir el uso de antibióticos y prevenir así la resistencia a los antimicrobianos. Por eso es tan importante consultar con un veterinario o un farmacéutico antes de darle a una mascota cualquier medicamento o suplemento dietético, ya que algunos pueden crear resistencia y algunos pueden interferir entre sí o causar efectos secundarios no deseados.

El poder de los suplementos dietéticos

Sin embargo, es importante tener en cuenta que los suplementos dietéticos para mascotas no están regulados de la misma manera que los medicamentos veterinarios. Esto significa que la calidad, la seguridad y la eficacia de estos productos puede variar dependiendo de la marca y sus componentes. Por lo tanto, es importante investigar cuidadosamente antes de comprar suplementos dietéticos para mascotas, consultar con el veterinario o farmacéutico y asegurarse de que provienen de una fuente confiable y de buena reputación. Además, los farmacéuticos en España tienen un papel importante en la educación y el asesoramiento sobre la salud de las mascotas y la prevención de enfermedades, por lo que se les puede pedir asesoramiento en estas materias.

En Dingonatura explican que una buena alimentación, que incorpore todos los nutrientes necesarios para nuestras mascotas, es suficiente para cubrir sus necesidades diarias y ayudarles a crecer sanos y fuertes. Pero, en determinadas situaciones como puede ser en las enfermedades crónicas y en periodos de embarazo o lactancia, no siempre es posible tomar medicamentos de forma continuada y se buscan alternativas que nos permitan suplementar las carencias para alcanzar mejores resultados.

La suplementación no es una práctica que se deba pautar de forma rutinaria, pero sí creemos que el poder terapéutico de muchos ingredientes funcionales es un fantástico aliado en determinadas situaciones”, explica Lucía Santo. Un especialista puede ayudar a determinar si un suplemento es apropiado para la mascota en cuestión y recomendar una dosis segura y efectiva. “Hemos de tener en mente que los suplementos, pese a ofrecer una ayuda cada día más valorada, son un apoyo al resto de medidas terapéuticas que realicemos, nunca un sustituto. De hecho, cada día es más evidente la necesidad de enfocar las enfermedades y problemas de salud de manera multimodal”, indica Lucía Santo.

Desde Dingonatura nos proponen los siguientes suplementos dietéticos para los problemas más habituales:

● Aceite de salmón: es rico en omega 3 y eficaz para problemas inflamatorios o de piel y pelo.
● Cúrcuma y Boswellia : para los problemas articulares o que cursen con dolor.
● Ginseng y Ginko : para situaciones de decaimiento, falta de energía y deterioro de
las funciones cognitivas (mentales), tan frecuente en perros de edad avanzada.
● Té verde y Griffonia: en situaciones de miedo y ansiedad.

La alimentación es fundamental para el mantenimiento y la salud de nuestras mascotas pero “también hay que cuidarlos y comprometerse con los derechos de los animales y su inclusión en la sociedad, como hacemos nosotros a través de nuestra Fundación”, concluye Lucía Santo.