Todas las revistas en la HEMEROTECA »

La revista del canal farmacia

Farmacéuticos y pediatras editan una guía práctica para ayudar a los padres y cuidadores a resolver las consultas pediátricas más frecuentes

guíapediatríapadres¿Cuáles son las dudas más habituales de los padres y madres sobre la salud de sus hijos? La respuesta a esta pregunta se encuentra en la Guía práctica sobre consultas pediátricas frecuentes: GUIA PARA PADRES, un documento de consenso en cuya elaboración han colaborado farmacéuticos comunitarios y pediatras pertenecientes a la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (SEFAC) y la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap).

Mi hijo tiene fiebre, ¿debo ir con urgencia al médico? ¿Cómo debo hacer para que mi hijo se tome correctamente los medicamentos? ¿Debo interrumpir la lactancia si empiezo a tomar algún fármaco? En un niño con dermatitis atópica, ¿es mejor el baño o la ducha? En caso de quemaduras, si son pequeñas, ¿debo ir al médico? Éstas y otras muchas son algunas de las consultas recogidas en el documento a partir de la experiencia real vivida en las farmacias comunitarias y a las que la guía da respuesta desde una perspectiva de cooperación con los pediatras para proporcionar una mejor atención farmacéutica a los niños, distinguir cuándo es necesario derivar al pediatra o a urgencias y ayudar así a los padres, madres y tutores de los menores.

Maricarmen Magro, coordinadora farmacéutica del documento, explica que “con este documento se quiere facilitar una información útil, práctica y avalada por las sociedades científicas que los profesionales puedan transmitir a los padres para que estos sepan, a su vez, cómo actuar en aquellas consultas más habituales relacionadas con la salud de sus hijos”.

Entre las consultas más habituales que recoge el documento pueden destacarse las relacionadas con el dolor e infecciones (sobre todo patología dentaria, infecciones respiratorias, fiebre…) y la nutrición pediátrica (especialmente la alimentación en los dos primeros años de vida). Este tipo de consultas puede suponer hasta el 40 por ciento de las realizadas en las farmacias, seguidas de las relacionadas con el cuidado de la piel de los niños. En cuanto a las edades que más consultas generan “suelen ser las de niños de entre 0 y 5 años”, afirma Magro.

La guía incluye cuestiones seleccionadas en cuatro módulos más un apartado final de anexos:

  1. Nutrición pediátrica (alimentación infantil en los dos primeros años de vida, alergias a la leche de vaca, suplementos vitamínicos en lactantes, etc.)
  2. Aspectos fisiológicos y problemas de salud del niño relacionados con la nutrición y alimentación (diarrea, vómitos, cólicos del lactante, enfermedad celíaca, etc.).
  3. Cuidados propios de la piel del recién nacido (dermatitis, pediculosis, picaduras, costra láctea, quemaduras, etc.).
  4. Dolor y patologías respiratorias e infecciones en pediatría (fiebre, otitis, infecciones de las vías respiratorias altas, asma, meningitis, patología dentaria, etc.).

En el apartado de anexos la guía aborda aspectos relacionados con la administración de analgésicos y antiinflamatorios de uso pediátrico para tratar la fiebre y el dolor moderado en función de la edad y el peso de los niños, el uso correcto de los termómetros y el calendario de vacunaciones que respalda la AEPap, y que también está disponible en http://vacunasaep.org/profesionales/calendario-de-vacunaciones-de-la-aep-2015.

Para Juan Ruiz Canela, coordinador médico del documento, la guía es un ejemplo de cómo la colaboración de los farmacéuticos comunitarios con los médicos, en este caso los pediatras, puede contribuir de forma importante al bienestar de los niños y a la tranquilidad de los padres resolviendo problemas de salud no graves con un lenguaje sencillo. Y añade que “el uso de esta guía es un apoyo que puede servir para que los padres sepan cómo actuar sin necesidad de hacer desplazamientos innecesarios a los centros de atención primaria o urgencias, favoreciendo así la sostenibilidad del sistema sanitario. Por ejemplo, la fiebre puede ser grave en un niño menor de 1 mes y, sin embargo, es casi habitual en los niños de 2 años que acuden a la guardería”.

El espíritu del documento, que cuenta con la colaboración de Abbott y que los farmacéuticos comunitarios asociados a SEFAC pueden solicitar a través de www.sefac.org para repartir entre los usuarios de sus farmacias, es fomentar la educación para la salud de forma que estos conocimientos lleguen directamente a los padres, madres y tutores de los niños para facilitarles al máximo el cuidado de sus hijos y discriminar entre situaciones de riesgo y no riesgo.

Con esta iniciativa SEFAC y AEPap continúan con su línea de trabajo conjunto que ha incluido también iniciativas como dos cursos online acreditados en los que han participaron cerca de 6.000 farmacéuticos a través de AULA de la Farmacia, talleres formativos en distintas provincias españolas y una versión de la guía de consultas pediátricas frecuentes dirigida a farmacéuticos que ha servido de base para esta edición dirigida a padres.