Todas las revistas en la HEMEROTECA »

La revista del canal farmacia

La OMS y MED-EL promueven la prevención de la sordera

MED-EL insta a los gobiernos a que incorporen estrategias de prevención de la sordera como proporcionar atención audiológica en el marco de los sistemas de atención primaria

prevención sorderaLa Asamblea Mundial de la Salud, órgano decisorio supremo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha aprobado recientemente una nueva resolución para frenar el devastador impacto que supone la pérdida auditiva, condición con la que viven cada vez más personas en todo el mundo. Con el objetivo de dar apoyo a esta resolución, MED-EL, líder mundial en tecnología de implantes auditivos, ha organizado en colaboración con el grupo Hearring, red de hospitales internacionales especializados en soluciones completas de implantes auditivos para el tratamiento de la hipoacusia, una mesa redonda de trabajo con representantes de varias organizaciones sectoriales y miembros de la OMS, en paralelo a la organización de la Asamblea.

En el marco de este encuentro, los equipos de trabajo tratan de explorar todos los posibles vínculos entre el envejecimiento de la población y el aumento de la prevalencia de la sordera. Así, los asistentes han debatido sobre los tratamientos que permiten mantener la sostenibilidad del sistema de salud, junto con recomendaciones sobre cómo mejorar los diagnósticos, tratamientos, rehabilitación y cuidados para las personas con pérdida auditiva.

En palabras de Ingeborg Hochmair, CEO de MED-EL y co-creadora del primer dispositivo electrónico multicanal de implante coclear: “Como compañía cuya misión es ayudar a las personas a superar la barrera comunicativa que supone la pérdida auditiva, me siento profundamente orgullosa de que podamos contribuir a través del desarrollo de nuestros dispositivos. Gracias a esta y a muchas otras iniciativas de concienciación y acceso, forjamos nuestro compromiso de impulsar una acción conjunta global sobre la pérdida auditiva en todo el mundo”.

Con esta nueva resolución, la Asamblea Mundial de la Salud insta a los gobiernos a que incorporen las estrategias de atención otológica y audiológica en el marco de sus sistemas de atención primaria de salud; establezcan programas de capacitación para los profesionales de la salud; apliquen programas de prevención y cribado destinados a las poblaciones más expuestas; y mejoren el acceso a tecnologías y productos de apoyo auditivo asequibles, con mayor coste-efectividad y de alta calidad. Además, se hace hincapié en la importancia de garantizar el acceso universal a la prevención y la atención.

Por último, también se solicita a la Secretaría de la OMS que prepare un informe mundial sobre la audición y proporcione apoyo a los países para ayudarlos a reducir la incidencia de la pérdida auditiva, atajando causas como la excesiva exposición al ruido.

¿Cómo afecta la pérdida auditiva?

El impacto de la pérdida auditiva va más allá de las limitaciones individuales para comunicarse. También puede afectar a la educación, al bienestar social, el sustento y la independencia económica. Nuevas investigaciones también la vinculan con diversos problemas de salud como depresión, demencia o pérdida cognitiva. El impacto económico y social es tan significativo que la OMS ha estimado un coste subyacente anual relacionado con la pérdida auditiva de entre 750–790 mil millones de dólares.

Cerca de 360 millones de personas en todo el mundo padecen pérdida auditiva discapacitante, incluidos 32 millones de niños y casi 180 millones de personas mayores. Casi el 90% de las personas con pérdida auditiva viven en países de ingresos bajos y medianos que suelen carecer de recursos y estrategias para hacer frente a la pérdida auditiva. La mayoría de los casos se pueden evitar, mientras que la OMS recomienda una serie de intervenciones para mejorar la comunicación de las personas, una vez que se presenta la pérdida auditiva, entre las que se incluyen los implantes cocleares, que en muchos casos ayudan a la integración social, educativa y laboral de los pacientes.