Para el verano, “recetas Heliocare para no cocinarte”

Cantabria Labs nos recuerda su campaña informativa y formativa para unos buenos hábitos al sol ante la llegada del verano

La medallista paralímpica, Sara Andrés, es imagen de la campaña informativa de Cantabria Labs
La medallista paralímpica, Sara Andrés, es imagen de la campaña informativa de Cantabria Labs

Aunque nuestra piel se ve expuesta a la radiación solar cada día, independientemente de la estación y mes del año, las posibilidades de sufrir quemaduras solares (eritema) crecen en esta época estival por nuestra mayor exposición al sol. Cantabria Labs y su marca de fotoprotección dermatológica avanzada, Heliocare, recuerdan con su campaña formativa e informativa “Recetas para no cocinarte” los principales consejos para disfrutar del sol, de forma saludable.

Puesto que a día de hoy no podemos frenar el daño de la radiación al 100% solo con filtros solares, Cantabria Labs recomienda que nuestro fotoprotector contribuya a reducir ese daño de la forma más eficaz posible. Lo más adecuado es una fórmula que contenga ingredientes que reduzcan la incidencia de las diferentes radiaciones, que neutralice los radicales libres y que ayude a reparar el daño solar. También recomienda la combinación de fotoprotectores tópicos con orales pero, sobre todo, destaca la importancia de mantener unos hábitos al sol saludables.

La campaña ‘Recetas para no cocinarte’ de Heliocare, abanderada por la medallista paralímpica Sara Andrés, pone el foco en la necesidad de protegerte durante los 365 días del año con una nueva generación de fotoprotección avanzada, que abarque desde la protección hasta la reparación. Entre sus principales consejos, figuran los siguientes:

  • Utiliza todos los días del año crema solar con un SPF alto y que incluya antioxidantes eficaces y activos reparadores.
  • Elige una crema que vaya desde la protección hasta la reparación. El daño solar no siempre se ve a simple vista.
  • Combina la crema de sol con cápsulas, es el modo más eficaz para activar la reparación. Aumentas tu resistencia al sol y evitas cocinarte.
  • Evita exponerte al sol del mediodía. Aunque tu piel sea oscura, tus células se fríen igual.
  • Aplícate cantidad suficiente de crema y reaplica cada dos horas o más a menudo si te bañas
  • Utiliza gafas y gorro para no acabar como una “dorada al horno”.

Informe Heliocare “Buenos hábitos al sol”

Para elaborar estas recomendaciones sobre cómo mantener una vida al sol saludable, Cantabria Labs presentó en el marco del Observatorio Heliocare, por cuarto año consecutivo, el informe Heliocare “Buenos hábitos al sol”, en el que se revelan las rutinas de los españoles en lo concerniente a la protección solar y sus costumbres al aire libre.

Gracias a la información obtenida a través de estas encuestas, en las que han participado 2.689 jóvenes de entre 18 y 25 años, Cantabria Labs dispone de una herramienta única para poder desarrollar los productos más adecuados a las necesidades de los consumidores e idear campañas de concienciación más efectivas, que contribuyan a la prevención del cáncer de piel y otras dolencias dermatológicas producidas por el sol. La intensidad de la radiación solar en nuestro país ha aumentado un 2,3% en la última década y ya se contabilizan más de 78.000 casos de cáncer cutáneo al año.

Por todo ello, la dermatóloga y Directora Médica de Cantabria Labs, María Vitale, indica que “hay que inculcar buenos hábitos de fotoprotección desde la infancia, al igual que se hace con otros como la alimentación o el ejercicio”. En cuanto a las costumbres positivas a la hora de protegerse del sol, el informe 2019 concluye que ha crecido la concienciación (un 50% de los jóvenes encuestados utilizan protección solar con un factor superior a 50 o más de manera habitual, lo que significa un aumento del 10% desde 2016) y se ha registrado una ligera mejoría en los casos de quemaduras en la piel por exposición a las radiaciones, unas cifras esperanzadoras a pesar de que aún permanece un pequeño porcentaje (7%) que reconoce no usar nunca fotoprotección.

Respecto a las conclusiones negativas entre los menores de 25 años, destaca una aplicación inadecuada de los filtros ya que un 40% no vuelve a ponerse la crema tras la primera aplicación. Además, alrededor de un 75% de los encuestados desconoce la existencia de protección oral, que es un adecuado complemento para los errores de aplicación de la crema solar, ya que, entre otras funciones, incrementa la resistencia al sol significativamente. “Hay personas que tienen más riesgos de quemarse o sufrir daños y a ellas, pero puede ser extensible a todos, se recomienda la fotoprotección oral, no sólo sirve para preparar la piel para la exposición solar, sino para sumar defensas al escudo”, añade Vitale.

El informe también destaca que sólo un 12% de la población (un 5% en el caso de los jóvenes) utiliza fotoprotección todo el año, a pesar de que un 95% de ellos es consciente de que los malos hábitos al sol pueden derivar en cáncer de piel. Además, un 62% sigue relacionando la piel morena con la belleza y un 14% considera que el bronceado es saludable, lo que juega en contra de las múltiples campañas que advierten de lo dañino que puede resultar el sol. “Hay que desterrar que el bronceado sea algo saludable. Porque no es más que el resultado del daño solar producido en la dermis. Hay que tener más precaución en este sentido”, concluye la directora Médica de Cantabria Labs.

FacebookTwitterPinterestGoogle GmailCompartir